Persiste la tensión por el T-MEC: Seade insiste en que no tiene “letras chiquitas”
Persiste la tensión por el T-MEC: Seade insiste en que no tiene “letras chiquitas”
Estados Unidos y Canadá firmaron protocolo modificatorio del tratado comercial, que tras más de dos años de negociaciones quedó listo para su ratificación por las legislaturas de los tres países (Foto: AFP) (PAULA VILELLA/)

Jesús Seade Kuri, subsecretario para América del Norte, rechazó este domingo que México vaya a aceptar inspectores laborales extranjeros en el país, y aseguró que el mecanismo de monitoreo fijado en el Tratado comercial entre México, Edtados Unidos y Canadá (T-MEC) en materia laboral es inofensivo.

“Se contempla (en Estados Unidos) nombrar a 5 agregados diplomáticos laborales en México, cuya función no está clara pero que México jamás aceptará si se trata en medida alguna de inspectores disfrazados”, escribió el funcionario en su cuenta de Twitter.

De esta manera Seade respondió a la controversia que se suscitó el sábado luego de que el gobierno de Estados Unidos estipulara en el proyecto de ley presentado en el Capitolio para ratificar el acuerdo, la inclusión de inspectores estadounidenses en territorio azteca para supervisar el cumplimiento de las normas laborales que se fijaron en el T-MEC.

Ese día, tras conocerse el contenido del proyecto de ley, el subsecretario para América del Norte le dijo a los periodistas que esta disposición no había sido consultada con México, por lo que presuntamente envió una carta a Robert Lighthizer externado su preocupación.

Además, dijo que viajaría a Washington este domingo para reunirse con este representante comercial y los legisladores estadounidenses a fin de expresar el desacuerdo de México con la redacción de su proyecto de ley, que exige la presencia de hasta cinco agregados laborales para monitorear la reforma laboral en México.

“México jamás aceptará si se trata en medida alguna de inspectores disfrazados, por una sencilla razón: la ley mexicana lo prohíbe”, escribió en otro mensaje en su cuenta de Twitter. A ello se sumó una aclaración sobre las posibles omisiones del tratado que el gobierno federal habría pasado por alto en la aprobación, según las bancadas opositoras. El tratado “no tiene letras chiquitas», aseguró Seade.

Previamente, senadores del Partido Acción Nacional (PAN) pidieron la comparecencia del funcionario para qué explique por qué el gobierno federal presuntamente aceptó exigencias de Estados Unidos en materia laboral que el Senado había rechazado.

“¿Por qué el gobierno firmó una adenda al T-MEC sin conocer su contenido ni el alcance de sus implicaciones?”, dijo el grupo parlamentario en un comunicado.

Los senadores recordaron que durante sus dos comparecencias ante las comisiones dictaminadoras, Seade había asegurado que el gobierno no había aceptado la propuesta de las inspecciones laborales. “Rechazamos cualquier medida que implique la pérdida de soberanía ante gobiernos extranjeros”, concluyeron los panistas.

La legislación presentada al Congreso estadounidense es parte del proceso de ratificación del tratado trilateral que fue firmado por representantes de los tres países el 10 de diciembre. El jueves de la semana pasada cuando el Senado mexicano aprobó los cambios del tratado.

El jueves de la semana pasada, el gobierno de México aprobó las modificaciones al T-MEC con 107 votos a favor y uno en contra (Foto: Cuartoscuro)
El jueves de la semana pasada, el gobierno de México aprobó las modificaciones al T-MEC con 107 votos a favor y uno en contra (Foto: Cuartoscuro)

Fue en noviembre de 2018 cuando fue firmado, pero solo había sido ratificado por México. Para aprobarlo en Estados Unidos, los legisladores demócratas exigieron garantías de que su vecino sureño cumpliría con las normas laborales para tener una sana competencia.

Fue en ese debate que Estados Unidos propuso inspectores que certificaran el respeto a las normas laborales en las fábricas mexicanas, algo a lo que el gobierno encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador se opuso.

La semana pasada, el gobierno de México aprobó las modificaciones al T-MEC con 107 votos a favor y uno en contra. Entre las modificaciones más importantes figuraba precisamente la aprobación de un sistema de paneles que permite la resolución de controversias, el cual sería conformado por especialistas de todos los países a fin de resolver las irregularidades denunciadas en materia laboral en algún país.

También destaca la integración de cuotas para el acero en la región, donde México tendrá un periodo de 7 años para que las empresas mexicanas puedan hacer una transición hacia la producción nacional, en la que el 70% del del acero que se utiliza en la industria automotriz tendrá que ser generado en la región.

MÁS SOBRE ESTE TEMA

México rechaza figura de agregados laborales en T-MEC: Cancillería

Pleno del Senado avaló por mayoría modificaciones al T-MEC

Tras aprobar T-Mec, México espera que EEUU haga lo mismo

La nota Persiste la tensión por el T-MEC: Seade insiste en que no tiene “letras chiquitas” salió publicada en Infobae

Deja una respuesta

Cerrar menú